El fuerte Navidad.

Como ya bien sabemos Cristóbal Colón emprendió el viaje con dos carabelas y una nao, que se llamarían Pinta, Niña y Santa María, para realizar el viaje que los llevaría hasta las tierras del continente asiático, para facilitar otra ruta de navegación que no fuera rodear el continente africano.

Primer viaje de Colón.

Tras llegar al territorio que hoy conocemos como las Bahamas, Colón alcanzó la isla de San Salvador el 12 de octubre del año 1492, el almirante iba realizando conversaciones con los nativos con el único objetivo de encontrar metales de gran valor comercial, como era el oro.

Fue el 5 de diciembre cuando Colón arribó a la isla que posteriormente nombraría como La Española, aunque los nativos la llamaban de muy diversas maneras, dependiendo de en qué zona de la isla te encontraras. Actualmente está isla se encuentra dividida entre los países de Haití y República Dominicana.

La Española además de ser la isla más grande del conjunto de islas del Caribe, tenía un probable yacimiento de oro en su interior por lo cual reunía las condiciones que el almirante Colón buscaba en un territorio para lograr el asentamiento de su expedición. Posteriormente Colón envió un grupo de hombres al mando de Rodrigo Escobedo a la isla denominada Santo Tomás para hablar con el gran cacique isleño que les procuró presentes e información sobre un territorio llamado “Cibao”, que está relacionado con “Cipango” que es como se denominaba anteriormente a la isla de Japón, que tenía grandes minas de oro, pero lo que no sabían es que el cacique de tal isla era el caníbal Caonabo.

Desembarco de Colón.

El 24 de diciembre del año 1492 Cristóbal Colón decidió conocer al cacique del que le habían hablado, por eso se dirigieron con la Santa María del cabo de Santo Tomás hasta Punta Santa, al oscurecer el día el almirante tomo la decisión de dejar al cargo de la nao al segundo de abordo y éste a su vez queriendo descansar dejo al cargo de la dirección del timón a un grumete con poca experiencia. Durante la noche las distintas corrientes marinas condujeron a la Santa María a un banco de arena donde quedaría encallada, fue tal el temor de aquellos que dejaron a cargo del barco al grumete que antes de decirle al Almirante el motivo del encalle se bajaron del barco huyendo a la isla más cercana.

Durante varios intentos el Almirante y sus hombres hicieron todo lo posible por conseguir que el barco reflotara por encima del banco de arena, bajaron toda carga pesada del barco para conseguir que pesara menos, pero los intentos por reflotar la nao fueron inútiles. La imponente nao quedó encallada en lo que sería en la actualidad Bahía del Cabo Haitiano.

El 26 de diciembre el Almirante tomó la decisión de construir un fuerte en la zona más cercana al encalle de la nao, para la construcción de tal fuerte fue necesaria la madera que obtuvieron de la Santa María, así se pudo realizar la construcción de un fuerte denominado Navidad porque el encalle de la nao se dio en noche buena. Durante los nueve días posteriores los españoles realizaron distintas obras de adaptación del fuerte, construyendo por ejemplo un foso defensivo y dentro situaron las distintas cabañas para que se pudiera vivir. Colón tuvo que dejar a muchos que no pudieron subir en las carabelas restantes, alrededor de unos 35 hombres quedaron en el fuerte. El Almirante regresó con el resto de la expedición a España el 4 de enero de 1493.

Construcción del Fuerte Navidad.

Tras su estancia en las cortes de Portugal y Castilla en su regreso a Europa, Colón emprendió su segundo viaje a las indias, reunió a 1500 hombres y 17 embarcaciones, saliendo de España el 25 de septiembre de 1493. Cuando llego a las islas que anteriormente habían descubierto, Colón fue encontrando distintos cadáveres de españoles colgados en los arboles a modo de advertencia. Finalmente el 26 de noviembre llegaría la expedición al territorio donde se había construido el Fuerte Navidad, el Almirante decidió no acercarse a la costa puesto que corría el riesgo de encallar de nuevo, por eso avisaron a cañonazos de que estaban allí. Varios indígenas en canoas decidieron avisarles de que no pasaba nada, que sus hombres continuaban en el fuerte y que sólo algunos habían muerto por las enfermedades.

El 28 de noviembre de 1493 los primeros españoles llegarían al fuerte y encontrarían una escena terrorífica, todas las infraestructuras habían sido incendiadas y todos los miembros que habían dejado allí estaban muertos a manos de los indígenas de la zona. El cacique Guacanagari se entrevistó con Colón convenciéndole de que los indios taínos eran los culpables de tal masacre, al ser caníbales.

El Almirante creyó a su aliado para poder seguir conservando sus relaciones que serían provechosas para los españoles. Colón decidió fundar un nuevo asentamiento lejos del territorio tan conflictivo donde había realizado el primero, se construyó un fuerte en un lugar solitario de la costa norte, fundaría una villa que denominaría La Isabela, en honor de la reina Isabel I de Castilla. Este emplazamiento tendría una población de 1500 hombres, aunque al poco tiempo sería despoblado.

Fuerte Navidad en la actualidad (Haití).

 

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s