El desastre del RMS Titanic

El RMS Titanic, en Inglés Royal Mail Steamship Titanic o «Buque de vapor del Correo Real Titanic» fue el mayor barco del mundo en su momento.

Fue construido entre 1909 y 1912 en el astillero Harland and Wolff de Belfast con el número de construcción 401, el Titanic era el segundo de los tres transatlánticos (Olympic, Titanic y Gigantic) aunque todo comienza el 31 de julio de 1908 con la firma del contrato para la construcción de la que formaban parte de la clase Olympic, que pretendía dominar el negocio de los viejos transoceánicos a principios del siglo XX. La clase Olympic destacaba por su enorme tamaño, por su lujo y por sus avances tecnológicos frente a los transatlánticos de la competencia, el RMS Mauritania y el RMS Lusitania de Cunard Line. El Titanic fue el barco de pasajeros más grande y lujoso de la época junto con su hermano el RMS Olympic, ambos propiedad de la empresa naviera White Star Line.

Los diseñadores fueron William Pirrie, el ingeniero naval Thomas Andrews, gerente de construcción y jefe del departamento de diseño Alexander Carlisle, el diseñador jefe y gerente general del astillero. Las responsabilidades de Carlisle incluían las decoraciones, los equipamientos y todos los arreglos generales, incluyendo la implementación de un sistema eficiente de pescantes para los botes salvavidas. Carlisle dejó el proyecto en 1910, antes de que los buques fuesen botados.

El RMS Olymipic fue botado en el año 1910 y entró en servicio en 1911, el Titanic fue botado en 1911 y entré en servicio en 1912 y por último el HMHS Britanic (Originalmente, RMS Gigantic) fue botado en 1914 y entró en servicio en 1915.

La construcción del  Titanic, fue financiada por el empresario estadounidense J.P Morgan y tuvo un costo total de 7,5 millones de dólares de la época, es decir 300 millones de dólares al cambio actual. Su construcción fue concluida el 31 de marzo de 1912. Su eslora total era de 269m, su manga era de 28m, pesaba 46.328 tonelada. El Titanic podía lograr una velocidad máxima de 43 km/h. Sólo tres de las cuatro chimeneas con 18,9 m de altura eran funcionales, la cuarta servía de ventilación, y para darle una apariencia más impresionante.

El buque inició su viaje inaugural desde Southampton (Inglaterra) con destino a Nueva York (EE.UU.) el miércoles 10 de abril de 1912, con el capitán Edward John Smith al mando, quien previamente al viaje expresó que éste iba a ser su último mando antes de jubilarse, porque deseaba estar más tiempo con su esposa y su hija.El Titanic zarpó a las 12:15, y cabe destacar que cuando dejó el muelle su estela hizo que el New York (barco que estaba atracado en las proximidades) se acercara peligrosamente, rompiendo sus amarras y casi chocando ambos barcos.  Después de  este incidente y atravesar el Canal de la Mancha, el Titanic hizo escala en Cherburgo (Francia) para embarcar a más pasajeros, y al día siguiente hizo escala en Queenstown (Irlanda), donde embarcaron a pasajeros de tercera clase y el correo.

Cuatro días después de partir, el día 14 de Abril a las 23:40, mientras navegaba a 41,7 km/h, el vigía Frederick Fleet avistó un iceberg r  a menos de 500 metros y con una elevación de unos 30m sobre el nivel del mar. Fleet hizo sonar la campana tres veces y telefoneó de inmediato al puente de mando. El sexto oficial Moody levantó el teléfono para recibir la llamada de  Fleet y avisó a Murdoch, quien de guardia en ese momento, tomó las medidas que creyó correctas e intentó evitar la colisión, girando el timón todo a estribor. El barco logró evitar el choque frontal, pero Murdoch ordenó viraje a babor, demasiado pronto, sin sospechar que el iceberg se extendía a los costados por debajo del mar. Finalmente el buque rozó el iceberg abriéndose las placas de estribor con 6 brechas diferentes que en total sumaban unos 100m de rasgaduras y 5 compartimentos abiertos al agua. El Titanicquedó sentenciado.

Finalmente a las 2:20 de la madrugada del 15 de abril en medio del océano Atlántico a 1950 km al este de Nueva York, 3430 km al oeste de Oporto y 600 km al sureste de la costa de Terranova se hundió el Titanic.

El desafortunado siniestro se saldó con una cifra final de 1517 muertos, de un total de 2223 pasajeros que viajaban en él, con lo cual podemos decir que nos encontramos frente a uno de los peores desastres marítimos en tiempos de paz, y sin ninguna duda el más famoso (se han realizado numerosas documentales, series y películas, siendo la más famosa la de James Cameron en la que se lograron 11 oscars, la mayor cifra de toda la historia junto a Ben-Hur y El Señor De Los Anillos: El Retorno Del Rey).

Esta elevada cifra de muertos se debió principalmente a que, aunque cumplía todas las reglas marítimas, no llevaba los suficientes botes salvavidas para alojar a todos sus pasajeros, solo podían albergar hasta 1178 pasajeros. Por ello un desproporcionado número de hombre se sacrificó y murió, pues se utilizó el protocolo de salvamento de evacuación de la nave, primero mujeres y niños, dándole preferencia a la primera y segunda clase. El 75% de la tercera clase pereció.

Entre sus pasajeros estaban algunas de las personas más ricas del mundo, además de cientos de inmigrantes irlandeses, británicos y escandinavos que iban en busca de una vida mejor en Norteamérica. El barco fue diseñado para ser lo último en lujo y comodidad, contaba con,  tres ascensores para la primera clase y uno para la segunda clase, además de gimnasio, piscina, baños turcos, biblioteca, restaurantes de lujo y opulentos camarotes para los viajeros de primera clase. También estaba equipado con una potente estación de telegrafía para uso de pasajeros y tripulantes y avanzadas medidas de seguridad, como mamparos herméticos que dividían el casco en 17 secciones independientes y que se creía que podían mantenerlo a flote en caso de rotura de una parte del casco. Cumplía con todas las normas de seguridad exigidas por la legislación británica y norteamericana. Sin embargo, y debido a las obsoletas normas de seguridad de la época, sólo portaba botes salvavidas para 1178 pasajeros, poco más de la mitad de los que iban a bordo en su viaje inaugural y un tercio de su capacidad total.

Una de las famosas leyendas del Titanic es la de su banda de música. Durante el hundimiento, los ocho miembros se situaron en el Salón de la Cubierta A de Primera Clase  para hacer que los pasajeros no perdieran la calma. Más tarde continuaron tocando posiblemente en la Entrada de Primera Clase. Sin embargo, contra lo indicado en libros, documentales y filmes, es poco probable que salieran al exterior para seguir actuando, al menos durante un largo período de tiempo.Al parecer, la banda no dejó de tocar incluso cuando ya era seguro que el buque se hundiría. Ninguno de los integrantes de la banda sobrevivió, y ha habido mucha especulación respecto a cuál fue la última melodía que interpretaron. Algunos testigos dicen que la última canción fue Nearer, my God, to Thee (Más cerca, oh Dios, de ti).

El Titanic se partió por la mitad y se hundió por proa con cientos de personas todavía a bordo. La mayoría de los que quedaron flotando en la superficie del mar murieron de hipotermia, aunque algunos fueron rescatados por los botes salvavidas. Los 710 supervivientes fueron rescatados por el transatlántico RMS Carpathia  comandado por el veterano capitán Arthur Rostron,  gracias a Jack Phillips, primer oficial de radio del  Titanic, que envió llamadas de socorroutilizando las siglas SOS, siendo uno de los primeros en usar este mensaje.

El naufragio del Titanic conmocionó e indignó al mundo entero por el elevado número de fallecidos y los errores cometidos. Las investigaciones públicas realizadas en Reino Unido y Estados Unidos llevaron a la implementación de importantes mejoras en la seguridad marítima y a la creación en 1914 del Convenio Internacional para la Seguridad de la Vida Humana en el Mar, que todavía hoy rige la seguridad marítima. Muchos de los supervivientes, que perdieron todo su patrimonio en la tragedia, fueron ayudados, pero otros, como el presidente de la White Star Line, J. Bruce Ismav, que fue acusado de cobardía por su prematuro abandono de la nave y condenado al ostracismo social.

El Titanic fue descubierto el 1 de septiembre de 1985 por el oceanógrafo estadounidense Robert Ballard en el fondo del Atlántico Norte a una profundidad de 3784 metros. Los restos están muy dañados y sufren un progresivo deterioro, pero desde su descubrimiento miles de objetos del barco han sido recuperados del fondo del mar y están en exposición en numerosos museos del mundo.

En abril de 2012, el australiano multimillonario Clive Palmer, anunció la construcción del Titanic II, que será una réplica exacta del RMS Titanic. La fecha de botadura está prevista para el 2016.

Hoy hace 102 años de aquel trágico suceso, por ello he querido recordar en este articulo a todos los caídos del accidente. Un saludo, Señor República.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s